LOS 10 ERRORES QUE FRECUENTEMENTE COMETEMOS AL CEPILLARNOS LOS DIENTES”

Descubre que es lo que estas haciendo mal!!

El cepillado dental diario, que parece ser una tarea sencilla, no se puede realizar de ”cualquier manera” y sin poner atención, si no que se ha de llevar a cabo con una técnica correcta, para conseguir buenos resultados, evitar lesiones de dientes y encías y mantener una sonrisa sana.

A)    ERRORES EN EL CEPILLADO

10  ERRORES EN EL CEPILLADO DENTAL MANUAL

  1. No cepillarse con la Frecuencia y el tiempo necesarios para eliminar suficientemente la placa bacteriana dental: Debemos cepillarnos 2-3 veces al día  (no mas de 3) durante 2-3 minutos. Cada cuarto de la boca debe de cepillarse unos 30 segundos  (total 2 minutos toda la boca). Algunos cepillos eléctricos tiene temporizadores que nos marcan el tiempo que nos hemos cepillado. Nos hemos de cepillar por la mañana y antes de ir a dormir.
  2. Cepillarse con demasiada fuerza: un cepillado vigoroso puede ser perjudicial para el esmalte de tus dientes y tus encías. Se puede erosionar el esmalte y desgastar y retraer la encía del cuello del diente, mostrando entonces su raíz y volviéndose esa zona hipersensible.
  3. Utilizar técnica de cepillado incorrecta: el movimiento del cepillado ha de ser con un “movimiento de barrido” vertical de encía a diente con las cerdas a 45º de la superficie dentaria. Nunca ha de ser en dirección horizontal. Se ha de cepillar la parte de delante de los dientes, la parte de dentro y la parte oclusal por la que masticamos,
  4. No elegir el cepillo dental adecuado a nuestra situación. Se ha de adaptar al tamaño de nuestra boca. Se recomienda los cepillos con cabezal mas pequeño para limpiar zonas de difícil acceso (molares)
  5. Utilizar un cepillo de cerdas demasiado duras: se recomienda cepillos de cerdas de dureza  blanda o media,
  6. No llevar un orden a la hora de cepillarse. Empezar por la parte mas lejana o sea por los molares del lado derecho y cepillar toda la arcada por delante y luego pasar a la parte del paladar y finalmente bajar a la otra arcada.
  7. No limpiar ni secar el cepillo dental una vez utilizado: una vez cepillado los dientes, el cepillo debe de limpiarse bajo el chorro de agua, sacudir el exceso de agua y dejarlo secar al aire o bien secarlo, si no es así, la humedad permitirá que se desarrollen hongos o bacterias en el mismo.
  8.    No cambiar el cepillo cada 3 meses o cuando estén las cerdas en mal estado
  9. Dentífrico utilizado demasiado abrasivo
  10.  Cepillarse enseguida después de comer ácidos: si tomas cosas ácidas del tipo de bebidas energéticas, sodas, zumos, etc. estás atacando el esmalte de tus dientes pero  la saliva lo repara en condiciones normales.

 ERRORES EN EL CEPILLADO CON CEPILLO ELECTRICO

  1. Cepillarnos demasiado fuerte: En principio el cepillado eléctrico es mas fácil y se cometen menos errores ya que la fuerza puede estar controlada por un sensor de presión que avisa al paciente cuando se presiona demasiado los dientes
  2. No utilizarlo correctamente: el cabezal tiene un movimiento de rotación y lo hemos de colocar sobre cada diente hasta llegar a la unión del diente con la encía y desplazarlo de diente a diente por todas las superficies dentaria.

 

B)    ERRORES EN LA LIMPIEZA INTERDENTAL

Las zonas interdentales no son accesibles al cepillo de dientes, por eso es importante complementar la eliminación de placa bacteriana con instrumentos interdentales. El cepillado habitual sólo elimina el 60% de la placa bacteriana y para limpiar el 40% restante es imprescindible realizar la limpieza interdental

 

a)      HILO/CINTA  DE SEDA DENTAL, una vez al día

hay que utilizar una Técnica adecuada: Tome unos 40 cm de hilo dental y enrolle parte del mismo alrededor de los dedos medios de ambas manos. Sostenga el hilo con firmeza entre sus dos manos y deslice el hilo suavemente por los espacios interdentales hasta que alcance la encía. Cuando el hilo dental llega a la encía, entonces se curva en forma de C  abrazando el diente e introduciéndolo unos milímetros por debajo de la encía y se hace movimientos hacia los lados de cada diente para limpiar la placa bacteriana. Este procedimiento se repite en todos los espacios interdentales restantes. No Forzar el paso del hilo de forma agresiva directamente hacia la encía, lacerando la papila interdental..

 

b)      CEPILLOS INTERDENTALES

Se deben de utilizar siempre que el espacio entre los dientes lo requiera y del tamaño adecuado para su espacio ya que el cepillo interdental ha de pasar justo amoldándose al espacio interdental sin que pase muy holgado.

 

C)    ERRORES EN EL CEPILLADO DE LA LENGUA

Las bacterias de la boca que están en la lengua, si no se eliminan correctamente, pueden desplazarse de la lengua a los dientes e implantes.

No debemos olvidarnos de cepillar la lengua, pues se acumulan muchas bacterias en la lengua que ocasionan problemas de salud bucal y de halitosis (mal olor de boca). Debemos cepillarla 1 vez/día con “limpiadores linguales” o cepillo normal. La técnica correcta consiste en sacar la lengua lo mas que se pueda y colocar el raspador en la parte trasera. Apretar el raspador contra la lengua y desplazarlo hacia delante hasta alcanzar la punta de la misma. Pasarlo también por los laterales de la lengua.

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. ACEPTAR

Aviso de cookies